Sordera y ceguera en el gato

Deberemos ayudarle para poder convivir de la mejor forma posible.

La ceguera y la sordera son dos enfermedades que puede sufrir nuestro gato. En el caso de la sordera, un gato que oiga bien girará la cabeza en dirección al sonido y orientará sus orejas también hacia donde provenga ese ruido, por lo que un animal que no presente este comportamiento puede sufrir sordera.

Se es de carácter permanente puede tratarse de una enfermedad genética, originada por infecciones en el oído interno o a causa de problemas degenerativos. Por otro lado, una sordera temporal puede llegar a través de una infección de oído, por parásitos o por un tapón de cera.

Si nuestro gato sufre sordera deberemos cuidar más si cabe su seguridad, evitando situaciones que puedan ser peligrosas para él, como un paseo por zonas con mucho tráfico, pasar cerca de un perro que ladra o de un jardinero que corta hierba. Además, sustituiremos los sonidos por signos hechos con las manos, deben ser claros, fáciles de reconocer y los usaremos de manera sistemática. Por la noche podemos hacernos con una linterna que indique al gato.

Al estar sordo, el gato no captará señales de amenaza o ataque de otros animales. También podemos ponerle un collar con sus datos donde se indique “Soy sordo” y para mayor seguridad limitaremos su zona de recreo al jardín cerrado.

La ceguera

La visión en los gastos puede disminuir progresivamente debido a varios motivos como puede ser la vejez. Si tu gato tiene problemas visuales probablemente los compensará potenciando otros sentidos, sobre todo el olfato.

Para llevar de la mejor forma posible la ceguera del gato, deberemos adaptar la manera de hablarle, más a menudo y poniendo acento a las inflexiones de voz cuando te dirijas a él. Tampoco le deberemos dejar pasear libremente ya que se desorienta con mucha facilidad.

Un gato ciego utiliza su olfato y su memoria para llevar a cabo sus actividades cotidianas, así que no muevas los muebles y deja su cama y sus recipientes de comida y agua en el sitio de siempre. También les indicaremos lugares los lugares de riesgo como pueden ser las escalaras colocando pequeñas cantidades de aceite de limón o de un saquito de olor.

Si te ha resultado interesante... ¿nos compartes? :) 0
Noelia
Escrito por
Noelia
Más artículos de Noelia

La tortuga rusa

Es herbívora y es una mascota resistente.
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Informo que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Óscar Giménez Aldabas, como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicito es para gestionar los comentarios en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de OVH Hispano S.L.U. (ver su política), proveedor aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en oscar@kicaweb.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en la política de privacidad.