La ranita verde de Carolina

Se trata de una mascota divertida a la que le gusta saltar y trepar.

La ranita verde de Carolina se caracteriza por tener un cuerpo delgado y gran agilidad, lo que la convierte en una excelente saltadora y trepadora. Otra de las señas de identidad de este pequeño anfibio es su color verde intenso, que varía de verdoso-gris a verde amarillento en base a factores como las temperaturas o la época de celo.

A menudo vemos en estos pequeños animales una raya blanca o amarillenta en cualquier lado del torso que cambia de tamaño y anchura según el individuo. La distinción entre macho y hembra salta a la vista, ya que ésta última es siempre la de mayor envergadura.

En cuanto al tamaño señalar que, en edad adulta, oscila entre 6 y 6,5 cm., lo que hace aún más atractiva la idea de hacerse con esta pequeña amiga, sobre todo si tenemos en cuenta las reducidas dimensiones de los hogares en la actualidad.

Si queremos disfrutar de una gratificante experiencia, nos decidiremos a favorecer la descendencia de nuestra mascota, pero es muy importante que conozcamos algunos datos, además de consultar con especialistas y veterinarios. El periodo de reproducción de la ranita verde de Carolina comprende los meses de abril a agosto. La temperatura influye en gran medida en este proceso. El canto del macho (croar) atrae a la hembra hasta que se produce el apareamiento.

Cuando sus huevos son maduros, las hembras entran en el agua y los colocan para que después sean fecundados por el macho. Normalmente, son de color negro o pardo y blanco, y se encuentran en la superficie del agua o en sus proximidades, bajo la vegetación flotante, formando una especie de racimos.

Transcurrido un periodo de entre cuatro o seis días, estos huevos eclosionan dejando salir a los pequeños renacuajos, que alcanzarán su completa metamorfosis en un plazo aproximado de cinco semanas. Tendrá que pasar un año para considerar adultos a los recién nacidos. Llegado este momento alcanzarán su madurez sexual.

Como mascota, la ranita verde de Carolina posee la ventaja que no necesita paseos, ni demasiado espacio ni una alimentación costosa. Cuando conseguimos un animal de estas características, debemos tener muy en cuenta el lugar en el que habitará y sus cuidados alimenticios. Hay que evitar cambios bruscos de temperatura que podrían ocasionar problemas en nuestra ranita. La temperatura oscilará entre 22-28º C.

Respecto a su alimentación, señalar que se basa en insectos y otros invertebrados pequeños, por lo que no será costoso o complicado conseguir sus comestibles en establecimientos específicos. Es preferible que acudas a ellos y así evitar que insectos recogidos por ti puedan transmitir algún tipo de enfermedad a tu ranita.

Apostaremos por un terrario más alto que largo para que la ranita pueda escalar a sus anchas, evitando así que pueda estresarse por el tamaño del habitáculo. Por otro lado, el terrario debe constar de una parte acuática que ocupe la mayoría de la superficie del suelo, ya que se trata de un medio necesario e indispensable para su buen desarrollo.

Para el fondo del acuaterrario emplearemos turba y tierra de bosque mezcladas, además de grava de acuario para la parte acuática. Debemos acondicionar su casa con ramas y elementos que le permita trepar como, por ejemplo, plantas y ramas. Los expertos aconsejan que se recurra a materiales artificiales o plantas que requieran mucha humedad, evitando las que tengan espinas puesto que podrían dañar a nuestro pequeño anfibio.

Fuente: Facilisimo.com

Si te ha resultado interesante... ¿nos compartes? :) 0
Noelia
Escrito por
Noelia
Más artículos de Noelia

Grifon de bruselas

APARIENCIA GENERAL Pequeño perro faldero, inteligente, vivaz, robusto, de cuerpo recogido. Su...
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Informo que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Óscar Giménez Aldabas, como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicito es para gestionar los comentarios en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de OVH Hispano S.L.U. (ver su política), proveedor aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en oscar@kicaweb.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en la política de privacidad.