Los primeros días en casa: cosas que debemos evitar

primeros dias casa
Si tenemos un gato debemos asegurarnos de cerrar todas las ventanas y mantener bien escondidos los productos tóxicos.

Unos de los momentos más delicados en el cuidado de una mascota son los primeros días que esta está en casa. Es importante conseguir que el animal se sienta cómodo en su nuevo hábitat. Para lograrlo hay una serie de pautas que seguir y aspectos que tenemos que tratar de evitar al máximo en los primeros días de nuestra mascota en casa. En muchos casos los consejos serán los mismos sin perjuicio del animal con el que convivamos, en otros variarán.

Los primeros días en casa de un perro

Los perros siguen siendo las mascotas más habituales. Así que empezaremos con ellos.

  • No puede aprenderlo todo nada más llegar: queremos que el perro no haga sus necesidades en casa, que no muerda el sofá y que se duerma en el colchón que a tal efecto hemos preparado. Pero no podemos conseguirlo todo el primer día. Debemos ser pacientes y dejar que el cachorro se haga a su nuevo entorno. Por ello, es importante que le dejemos oler y explorar para que vaya descubriendo la que, a partir de ese momento, será su nueva casa.
  • Algo de tranquilidad: lo más normal es que queramos jugar con el perro todo el rato. No dejarle en paz. Sin embargo, es importante que dejemos descansar al animal, que duerma y no sea molestado.

Los primeros días en casa de un gato

Pasamos de los canes a los mininos. Parte de lo comentado anteriormente respecto a los primeros días de un perro en casa es también extrapolable a los gatos. Esa es la razón por la que esta parte del artículo la enfocamos desde el punto de vista del acondicionamiento del hogar. Como todos sabemos estos animales son extremadamente inquietos: saltan, corren y les gusta meter el hocico en todos los rincones.

  • Cerrar: hay que asegurarse de que todo está perfectamente cerrado. Con el paso del tiempo el gato sabrá que no debe saltar por la ventana, pero nada más llegar no podemos pedirle que lo adivine. Así que tenemos que asegurarnos de que todas las ventanas estén aseguradas. Aunque tengan siete vidas, mejor que las conserve.
  • Elementos tóxicos: lejos del alcance del animal debemos poner también productos que puedan ser tóxicos como insecticidas, medicamentos o venenos.
  • Material frágil: ya no porque el gato se haga daño, si no por mantener entera la casa, habrá que ser cuidadoso con lámparas, adornos y, en general, cualquier elemento frágil.

Los primeros días con nuestra mascota en casa son ilusionantes al máximo, pero también pueden ser desesperantes si no tomamos ciertas medidas. En unas semanas el animal ya se sentirá en su hogar. Hasta que llegue ese momento, tomaremos precauciones.

Si te ha resultado interesante... ¿nos compartes? :) 0
Óscar
Escrito por
Óscar
Más artículos de Óscar

Convivencia niños-mascotas: tips para que sea un éxito

Es importante que el niño no bese al animal y que se...
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *