Falsa coral en casa

falsa coral

La serpiente falsa coral habita en zonas de bosques o incluso en lugares desérticos y presenta unas 30 subespecies, las más conocidas son aquellas con colores rojos, negros y amarillos, formando bandas a lo largo de su cuerpo. Se mueven sobre todo por las noches y son muy silenciosas. Su alimentación en libertad se basa en anfibios, invertebrados y también otras serpientes.
La falsa coral establece sus nidos debajo de las rocas, en árboles, donde ponen sus huevos. No es venenosa pero sus colores hacen que sea muy parecida a la serpiente coral de la especie Micrurus, que sí es venenosa, de hecho, es una de las más venenosas que podremos encontrar.

Tener una falsa coral en casa

Cuando la falsa coral es pequeña es dócil se puede manipular y educar con facilidad ya que se adapta bien. Cuando crece, si se ha acostumbrado bien desde pequeña, será muy respetuosa con su dueño e incluso podrá ser cogida por otras personas que lo hagan con cuidado.

Para tenerla en casa es apropiado que tenga un terrario grande. Es útil colocar dentro ramas o troncos, algún escondite en áreas más frías y otro en lugares más calientes, y también proporcionarle un recipiente con agua para que se introduzca entera y pueda entrar y salir con comodidad.

Como sustrato puedes ponerle papel de cocina u hojas de periódico, aunque quedará más bonito con fibra de coco para mantener la humedad. Habrá que evitar la madera de cedro ya que es venenosa para la mascota. Por el día necesitarán una temperatura de entre 26º C y 32º C, aunque dependerá de cada especie. Por la noche deberá bajar hasta 21 a 24 grados. La falsa coral necesita una hibernación de dos meses sin luz a unos 13º C de temperatura.

Según llegue el momento de mudar la piel, la serpiente cambiará el color de los ojos y el tono de la piel se irá apagando. Para que la muda sea completa y transcurra en perfectas condiciones, es aconsejable echarle un poco de agua tibia, rociándola una vez más si se aprecia que durante las 24 horas siguientes la muda no se ha producido. Para ayudarla en la muda es recomendable también poner, por ejemplo, alguna piedra en el terrario donde pueda rascarse y eliminar la piel vieja.

En cuanto a sus enfermedades, puede tener infecciones respiratorias, dificultades en la digestión o pueden aparecer ácaros alrededor de los ojos, la boca o bajo las escamas.

Imagen: Yoluka

Si te ha resultado interesante... ¿nos compartes? :) 0
Noelia
Escrito por
Noelia
Más artículos de Noelia

La mejor elección de comida para gatos

Hoy en día hay todo un mundo en la elección de la...
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *