Enfermedades frecuentes de nuestras aves

Pueden sufrir problemas respiratorios o digestivos.

Los pájaros de jaula pueden sufrir diversas enfermedades que os resumimos a continuación. Por ejemplo, los pájaros pueden padecer problemas respiratorios, tales como catarros (por corrientes de aire o humedad) o bronquitis y neumonía. Además, los pájaros pueden tener difteria cuyos síntomas son diarrea y graves dificultades respiratorias.

Es bastante frecuente que los pájaros tengan asma, causado por ejemplo por alergias, ataques de ácaros o por hongos de alimentos en mal estado.

Por su parte, la psitacosis produce fiebre, respiración irregular, moqueo nasal y conjuntivitis y, si avanza hacia fases más graves, puede paralizar al animal y causarle la muerte.

Por otro lado, los pájaros pueden tener lombrices intestinales que les provocan problemas en la defecación, en el sistema locomotor y en el respiratorio. Asimismo, la sarna afecta sobre todo a las zonas sin plumas, donde se crea una materia blanca algo harinosa que trataremos con aplicaciones tópicas de lindano. También existen unos pequeños piojos que pueden afectar a los pájaros y para cuyo tratamiento existen productos especiales.

Los pájaros pueden sufrir lo que se denomina muda permanente, causada por una mala alimentación, cambios de temperatura, ansiedad… Para tratarla le daremos un complejo  vitamínico que prevendrá también el picaje de sus plumas.

Otras enfermedades que pueden padecer nuestros pájaros es la hipoavitaminosis A, que provoca dificultades respiratorias, mala calidad de las plumas, delgadez, etc. Esto se debe a una mala alimentación en la que se aprecia un exceso de semillas de girasol. Para tratarla, deberemos añadir al agua suplementos vitamínicos.

El pájaro también puede sufrir enfermedades gastrointestinales que deriven en diarreas. Si tiene una enteritis leve podemos darle antibióticos y muchos cuidados; sin embargo, otras enfermedades más graves como la colibacilosis, coccidiosis o salmonellosis pueden traer la muerte a nuestra mascota. El caso opuesto se da con el estreñimiento a causa de falta de fibra en la dieta del animal.

Finalmente, el pájaro puede llegar sufrir trastornos reproductivos como puede ser el huevo sin cáscara. Se da con más frecuencia en hembras demasiado jóvenes con varias nidadas seguidas o también en las que padecen tienen deficiencias de minerales y calcio.

Si te ha resultado interesante... ¿nos compartes? :) 0
Noelia
Escrito por
Noelia
Más artículos de Noelia

Gran sabueso azul de gasconia

Perro utilizado para la caza al tiro, y a veces para la...
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *