Ascaridiasis en perros y gatos

La sufren muchos animales y puede presentarse con diferentes síntomas.

La ascaridiasis es una enfermedad que se transmite al ser humano y habitualmente afecta a gatos y perros. Los agentes que la causan son parásitos toxocara y es en sus estadios de larva cuando pueden afectar a las personas. En animales, entre un 20% y 40% la sufren.

En el caso de las personas, la ascaridiasis afecta sobre todo a los niños y sus síntomas no son tan característicos como para sospechar de la enfermedad. Por eso, se hace necesario acudir a métodos complementarios de laboratorio para su diagnóstico.

El parásito adulto de la ascaridiasis mide entre 5 y 10 centímetros de largo y se trata de un gusano que parasita en el intestino delgado de los animales.

La hembra del parásito pone huevos microscópicos que son eliminados con la materia fecal y puede contaminar sueños. Transcurridos unos 15 días, en condiciones favorables de humedad y temperatura son infectantes, capacidad que perdura durante largo tiempo.

El ciclo comienza al ser ingeridos por otros animales o persones, cuando llegan al intestino, lo atraviesan, pasan a la vía sanguínea, por donde llegan al hígado y a los pulmones donde se transforman en su segundo estado larvario de tamaño microscópico, que al toser son deglutidos con las secreciones mucosas llegando nuevamente al intestino donde alcanzan el tamaño adulto.

Las larvas pueden atravesar la placenta en perras embarazadas, y sus cachorros nacer de este modo ya parasitados.

En los animales los síntomas clínicos son variados, pueden ir desde tos, diarrea, pérdida de peso, trastornos de crecimiento, llegado a la muerte en casos extremos.

Existen ciertas medidas que se pueden tomar para combatir la ascaridiasis:

  • Control periódico de la mascota por un veterinario, realizando un análisis de materia fecal para determinar la presencia de huevos y comenzar con el tratamiento correspondiente.
  • Evitar el acceso de perros a parques, plazas, areneros o dejarlos sueltos en la calle, donde frecuentan niños por el peligro de contaminación.
  • Mejorar hábitos higiénicos sobre todo en los niños.
  • Higienizar cuidadosamente las verduras, principalmente aquellas que se comen crudas.
  • Mejorar las conductas sanitarias de la población mediante la educación.

 

Si te ha resultado interesante... ¿nos compartes? :) 0
Noelia
Escrito por
Noelia
Más artículos de Noelia

Reproducción de los jerbos

Debemos hacerlo con responsabilidad.
Leer más

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Informo que los datos de carácter personal que me proporciones rellenando el presente formulario serán tratados por Óscar Giménez Aldabas, como responsable de esta web. La finalidad de la recogida y tratamiento de los datos personales que te solicito es para gestionar los comentarios en este blog. La legitimación se realiza a través del consentimiento del interesado. Te informo que los datos que me facilitas estarán ubicados en los servidores de OVH Hispano S.L.U. (ver su política), proveedor aprobado por el Comité Europeo de Protección de Datos. Podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, limitación y suprimir los datos en oscar@kicaweb.com así como el derecho a presentar una reclamación ante una autoridad de control. Puedes consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos en la política de privacidad.